Inicio de la página
Comentarios, artículos, columnas...
 
Columna de Teresita

Aniversario de la ciudad

(4 de octubre de 2013)
 
 

Transcurría el año de 1540… era el  4 de octubre, en la tierra próspera dominada por los mayas. San Francisco de Campeche guarda celosamente un pasado lleno de historias, misterios y luchas que delinearon cada época. La capital campechana está de  fiesta por cumplir un año más de su fundación.

Hace más de cuatro centenarios, los españoles arribaron a suelos mayas, llegaron al mundo místico de un pueblo indígena cuya riqueza fue deseada; poseedores de sabiduría y arquitectos de grandes edificaciones. Para los ibéricos, el pueblo maya asentado a orillas del mar, fue un gran botín, la conquista se consumó. Dos culturas enfrentadas que al paso de los años, el mestizaje se hizo presente.

San Francisco de Campeche, territorio de leyendas donde piratas atracaron dejando heridas, arrebataron la inocencia y dejaron estelas de angustia. Tierra de pescadores osados y trabajadores para dar sustento a familias y pobladores de la comarca.

 
 

La belleza arquitectónica se baña por el rojo atardecer, las torres de catedral vigilan secretamente la tranquilidad del mar, han sido serenas desde lo alto; cada piedra, cada calle, en cada ventanal o balcón, han quedado huellas o miradas escondidas, la ciudad del sosiego reposa cada amanecer y descansa bajo la brillantez de la luna. Nada como la quietud transparente para dejarse seducir o coquetear a las nubes cuando atardece.

En este mes de octubre, el barrio de San Francisco recobra costumbres y tradiciones populares, la fe cristiana cobija a creyentes y se encomiendan al patrono; un espectáculo de luces adornan las veladas culturales. El suburbio de la ciudad ha recobrado su estilo colonial, familias costeras traen cestos los frutos del mar para saborear las delicias de la creación.

Nuestra ciudad está cumpliendo años, el centro histórico luce mejor, aunque no todo es colorido, el resto de la ciudad llora por el abandono: calles rotas, terrenos baldíos que rompen con la perfección de las murallas, esquinas con bolsas de basura trastocan la imagen urbana, parques llenos de maleza, andadores peligrosos, en fin, todo aquello que desluce el esplendor de una ciudad. Ante tal paisaje, es necesaria la participación ciudadana en la limpieza de propiedades, cuidado de áreas públicas, aprovechamiento y uso adecuado de parques, respeto a sitios, monumentos y edificios; demostrar con prácticas corteses la cultura vial de peatones y conductores, falta tanto por hacer para que todos los habitantes de la ciudad contribuyan responsablemente la protección del patrimonio. Una labor titánica de las autoridades municipales para el cumplimiento y aplicación de recursos económicos para obra pública, campañas integrales para protección ambiental, vigilancia en la aplicación de reglamentos para el orden en la ciudad.

 
 
 

La preservación del  tesoro arquitectónico, el resguardo de las fiestas populares, la herencia de valores familiares y la contribución de los ciudadanos pueden hacer de nuestra ciudad, el principal capital cultural  de sus habitantes, inculcar el sentimiento a esta tierra y fortalecer la campechanía.

Campeche, en ti reposa el sentimiento hecho poesía,
de tus murallas, la brillantez del día;
manantial de atardeceres en el ocaso,
visten las olas suave melodía.

Flor  perpetua de encanto natural
misteriosa la ciudad,
seductora como el mar,
tierra de paz y alegría
con espléndida bahía,
Patrimonio cultural,
de hermosura sin igual.

Retrato. Fragmento. Teresita Durán.

¡Felicidades San Francisco de Campeche por tus 473 años!

 

San Francisco de Campeche, Cam. 4 de octubre de 2013.

 
 
 
 
Texto: Teresita Durán Vela, 04/10/2013 / Fotos (1, 3, 4): Santiago Canto Sosa, y anónimo (foto 2)